¿Tienes síntomas de disfunción tiroidea?

Accede a nuestro cuestionario y sal de dudas.

HAZLO AHORA arrow_forward

Tiroiditis

El término tiroiditis se emplea para designar un proceso inflamatorio que afecta a la tiroides, una glándula que tiene forma de mariposa y se encuentra en la base del cuello, por delante de la tráquea.

 

Una de las posibles formas de clasificar la tiroiditis es por la rapidez de su presentación o la duración de ésta. Según este criterio se diferencia entre tiroiditis aguda supurativa (frecuentemente causada por bacterias, una enfermedad muy rara), o subaguda (que con frecuencia está asociada a virus y puede resolverse o desembocar en enfermedad crónica de la tiroides).

 

La tiroiditis de Hashimoto es una de las causas más frecuentes de hipotiroidismo. La tiroiditis postparto es una causa de hipertiroidismo transitorio (exceso de hormonas tiroideas) que desemboca en hipotiroidismo (niveles bajos de esas mismas hormonas), y se produce tras dar a luz. Se caracteriza por recaídas más frecuentes (10% de los casos) y un riesgo más elevado de derivar en hipotiroidismo permanente

 

Para diagnosticar enfermedad de Hashimoto es necesario realizar un análisis de sangre en el que se determinen niveles elevados de anticuerpos en el organismo. Esos anticuerpos atacan a las proteínas tiroideas del paciente. El diagnóstico es firme con una biopsia, pero ésta no suele practicarse. Para conocer con exactitud cómo está funcionando la tiroides se analizan los niveles de hormona estimuladora de la tiroides (TSH).

 

La tiroiditis silente recibe su nombre de la ausencia de signos o síntomas de inflamación de la tiroides. Es frecuente que quienes la padecen pasen de una fase de hipertiroidismo a otra de hipotiroidismo y que recuperen la normalidad en la función de la tiroides (eutiroidismo) después.

 

La tiroiditis subaguda, por otro lado, es unas diez veces menos frecuente. Se trata de una forma transitoria de tiroiditis que produce tirotoxicosis (similar al hipertiroidismo, con elevación de hormonas tiroideas en sangre) pero no requiere tratamiento con yodo radiactivo ni cirugía. La tiroiditis subaguda es una causa frecuente de dolor en la tiroides.